martes , 19 febrero 2019
Inicio » Noticias » Aspartame: Muerte dulce

Aspartame: Muerte dulce

El edulcorante artificial ASPARTAME, o conocido por

los nombres comerciales de

NutraSweet/Equal/Spoonful/E951/Canderel/Benevia

y otros es un veneno neurotóxico muy peligroso

contenido en más de 5000 productos de consumo

usual, especialmente en aquellos que se supone mantienen la línea

(light).

El estudio de la FUNDACION EUROPEA B.RAMAZZINI dedicada al estudio del cáncer ha demostrado

que en dosis más bajas de la mitad permitida por las autoridades sanitarias europeas (40 mg/Kg.

de peso corporal) las ratas hembras desarrollaron leucemia y linfomas en una cantidad

significativa como para vincularlo con el ASPARTAME, y a pesar de que las ratas reducían la

dosis de comida ingerida no perdían peso respecto a las que no lo tomaban y comían mas, con lo

que la segunda consecuencia es que engorda, contrariamente a su supuesto fin. La Fundación ha

comunicado sus resultados a las autoridades sanitarias para que tomen las acciones pertinentes,

claramente prohibirlo.

El ASPARTAME no solo provoca cáncer sino que también está relacionado con todo tipo de

trastornos crónicos de salud física y mental, y es causa del 80% de las reclamaciones a la FDA,

administración de salud alimentaria estadounidense, que ha elaborado una lista de 92 síntomas

relacionados con el ASPARTAME que incluyen dolores de cabeza, atontamiento, falta de equilibrio,

trastornos de rendimiento mental, depresión y cambios de humor.

Y es que esta sustancia en los años 50 estaba clasificada por el propio pentágono como un agente

neurotóxico. Originariamente surgió como un medicamento contra la úlcera de estómago pero

como se descompone después de la ingestión en alcohol metílico, que es venenoso y afecta al

cerebro, formaldehido, que se usa para embalsamar y que afecta al ADN de las células, además de

convertirse en adictivo y reducir o incluso acabar con la serotonina del cerebro, por causa de la

fenilanilina que también está presente entre sus componentes, lo que incide en depresiones,

trastornos de atención e hiperactividad y puede ser responsable de que el Alzheimer se esté

presentando a edades tan tempranas como los 30 años. También se da en casos de aparente

Esclerosis Múltiple y es causa de agravamiento de la diabetes, llegando a producir comas mortales.

Los defectos de nacimiento y retraso mental de niños cuyas madres tomaron ASPARTAME se ha

probado por la concentración de este toxico en las placentas y los neurocirujanos han encontrado

alto contenido de ASPARTAME en los tumores cerebrales extirpados.

La historia de la aprobación de este veneno por las autoridades sanitarias tiene un protagonista

claro en ex – secretario de defensa Donald Rumsfeld, que perteneció al equipo de gobierno de

Gerald Ford y que permitió la manipulación de los estudios científicos que llevaron al FDA a

autorizarlo el 18 de julio de 1981 como aditivo alimentario. Solo mencionar que este señor fue

presidente de la compañía química Searle que lo producía y que recibió un bono de 12 millones de

dólares cuando esta fue comprada por MONSANTO.

Ante semejante despropósito homicida cabe preguntarse, Qui Bono?, quien se beneficia?,

obviamente una epidemia de enfermos crónicos sin causa conocida se convierte en una multitud

de consumidores constantes de medicamentos y así la industria farmacéutica establece una

relación parasitaria con los sistemas de salud mediante un gasto farmacéutico inducido por la

industria químico-alimentaria. Ni que decir tiene que si todas estos alimentos y bebidas

“dietéticas” tienen un público predispuesto por el marketing socio-estético, y que no solo NO

adelgazan sino engordan, y reducen los niveles de serotonina cerebral provocando trastornos

mentales, deducir de ahí la epidemia de anorexia y bulimia galopantes no requiere un master,

máxime cuando las victimas de estas enfermedades llegan a consumir exclusivamente este tipo de

productos de una manera compulsiva.

Cuántos enfermos más, cuántos muertos más necesitamos para la inmediata retirada de este

veneno neurotóxico del mercado? Desgraciadamente no es el único aditivo/adictivo perjudicial

para la salud que puebla los stands de las tiendas de alimentación, pero vamos a empezar por este

antes de que acabe con la salud de los ciudadanos y con el sistema de salud pública universal que

tanto trabajo y recursos cuesta a trabajadores y empresas.

Cuando la temperatura del Aspartame excede los 30 grados centígrados, el alcohol de madera

contenido, se convierte en “formaldehido” y luego en ácido fórmico, que a su vez ocasiona

“acidificación” metabólica (El ácido fórmico es el veneno que se encuentra en el aguijón de las

llamadas hormigas de fuego). La toxicidad del metanol se asemeja a la esclerosis múltiple; y de

esta manera, algunas personas han sido diagnosticada con esclerosis múltiple por error. La

esclerosis múltiple no representa una sentencia de muerte, en cambio la toxicidad por metanol sí

lo representa.

En el caso del Lupus sistémico, estamos encontrando que está casi tan rampante como la

esclerosis múltiple, especialmente en los consumidores de Diet Coke y Diet Pepsi. También, como

en el caso de la toxicidad con metanol, las víctimas suelen tomar de tres a cuatro latas de 12 onzas

por día, algunos aún más. En los casos del lupus sistémico, que son ocasionados por el

ASPARTAME , la víctima no sabe que el ASPARTAME es el culpable y continúa su uso agravando el

lupus hasta el punto en el que a veces, se amenaza la vida. Cuando logramos que la gente no use

ASPARTAME, aquellos con lupus sistémico, usualmente se convierten en asintomáticos.

El ASPARTAME cambia la química del cerebro. Esta es la razón de los ataques severos de los cuales

padecen muchas personas. Esta droga altera el nivel de dopamina del cerebro. ¿Pueden

imaginarse lo que les puede ocasionar a pacientes con Parkinson?

Esta droga también ocasiona defectos de nacimiento.

Algunos de los síntomas causados por Aspartame según las investigaciones independientes:

Dolores de cabeza/ Migrañas, Vértigo, Dolores de los Huesos, Náusea, Entumecimiento, Espasmos

del Músculo, Salpullidos, Depresión, Fatiga, Irritabilidad, Taquicardia, Insomnio, Pérdida de la

Visión, Pérdida del Oído, Palpitaciones del Corazón, Dificultades de la Respiración, Ansiedad,

Tinnitus, Vértigo, Pérdida de la Memoria, Aumento del apetito.

Algunos de las enfermedades que se puede ocasionar con el uso de Aspartame:

Tumores del cerebro, Esclerosis múltiple, Epilepsia, Síndrome de Fatiga Crónica, Enfermedad de

Parkinson, Alzheimer, Retardo Mental, Linfomas, Defectos de Nacimiento, Fibromialgia, Diabetes, caceres, etc…

 

 

Ver También

ATROFIA ESPINAL PROGRESIVA

Tweet TweetEs una de varias enfermedades Neuromusculares, de origen genético, que provocan la pérdida progresiva …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *